Sin categoría

Sename: vulneración de los derechos del niño y corrupción

Ministro de Justicia y Derechos Humanos destaca intensa labor institucional para fortalecer al Sename. El secretario de Estado, junto a la directora nacional del Sename, Solange Huerta, se refirieron(sic) a la votación en la Cámara de Diputados del informe elaborado por la comisión investigadora del Sename II y detallaron los avances en materia de infancia y adolescencia durante el actual Gobierno” (www.sename.cl. Página oficial, 5 de julio de 2017).

Dr. Hernán Lillo Nilo, médico traumatólogo, fundador de la Acción de Convergencia Cívica.
Dr. Hernán Lillo Nilo, médico traumatólogo, fundador de la Acción de Convergencia Cívica.

Terminaba un agradable, hogareño  y reposado domingo. Me disponía a mirar un rato la TV, en la que pocas veces encuentro algo que valga la pena, perocomo ciudadano interesado en la política del país quería ver el programa “Tolerancia Cero”. Escucho con estupor las palabras del diputado Saffirio sobre la crisis del Sename: “Existe una red de partidos e instituciones que son el núcleo de la tragedia” El parlamentario aclaró luego por qué votó en contra del informe “Sename II”, afirmando que “nunca” se sabrá la cifra exacta de muertos dentro de la institución y terminó llamando a la Presidenta Bachelet a pedirle perdón al país.

Con mi esposa nos fuimos asombrando y emocionando cada vez más, mientras escuchábamos las agobiantes palabras de este valiente parlamentario, sobre todo cuando narra la experiencia de un colega diputado, que fue “hijo del Sename”: “me tapaba los oídos con almohadones para no escuchar los gritos de mi compañero de pieza mientras era violado”. Me sentí abrumadoante los espantosos detallesque emanan de una institución del Estado, cuyo fin es precisamente brindar protección a niños desvalidos, de la falta de fiscalización de las autoridades de distintos gobiernos que, durante muchos años, han ignorado completamente la realidad de estos niños en los “hogares de acogida”, instituciones privadas subvencionadas con recursos fiscales, de la calidad de funcionarios (estoy seguro que la mayoría de ellos son honestos) que pueden llegar a lucrar facilitando servicios sexuales de los internos a terceros.

Escuchamos increíbles hechos acerca del total de fallecidos, 1.313 seres humanos, que se mantuvieron perversamente ocultos por la burocracia del Estado, sin dar la cara, de los cuales, apenas de 23 se pudo aclarar la causa de muerte. Lo más macabro, paratapar esta cifra, los fallecimientos se registraban en los libros como “egresados del sistema”.

Así, la noche apacible que esperaba después de un tranquilo domingo se transformó en una pesadilla, comprobando que aún  teníamos capacidad de asombro, la que creíamos agotada con todas las experiencias vividas. Una realidad brutal, una vez más un ensamble tortuoso y deshonesto entre la política y su ligazón con intereses económicos indecorosos.

Proceso traspasado de gobierno a gobierno, de ministro de justicia  a ministro de justicia, todo desencadenado por los que ven los recursos fiscales como un botín de guerra después de ganar las elecciones. El dolor, la impotencia, la rabia, el asombro golpean nuestro espíritu y nuestros principios valóricos. Nuestras autoridades, nuestros gobernantes,nuestros parlamentarios aparecen, junto a Panamá, como  los que menos respetan los derechos humanos de los niños.

Esta apocalíptica realidad denunciada por el diputado Saffirio en la transmisión de dos canales de televisión, a los cuales debemos agradecer y felicitar junto a sus periodistas participantes, renuevan nuestra confianza en el gran poder de los medios de comunicación cuando hay prensa libre y no trabajan sólo en función de intereses privados.

No nos olvidemos de este suceso. Mantengamos nuestra atención pendiente sobre estos luctuosos hechos, hasta comprobar que los políticos tomen acciones concretas para la protección de los niños de acuerdo al compromiso del Estado chileno con la Convención de Derechos del Niño(a), ratificado en 1991. Esta vergüenza nacional debe ser reparada con dignidad.

Esperamos escuchar a la brevedad  la opinión de los candidatos, no con frases electorales sino, con ideas honestas para reparar este enorme daño.

¡Gracias diputado Saffirio por su valentía y por dignificar la política!

1 comentario en “Sename: vulneración de los derechos del niño y corrupción”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.